Waiting

Si pudieras sentir el alborozo que guardo, el gran agradecimiento por tenerme en ti, por ver en tus palabras y en tus actos tanto de mí, por hacer tantas cosas inspirándote en mí, por no poder sacarme de tu pensamiento. Agradecida por tu sacrificio, por conformarte con sólo recibir un segundo de mi presencia. Aunque lo tapes todo bajo un armazón, yo te conozco y te siento. Cuando te veo, me reconozco a mí. Y me alegran tus cortas dedicatorias, tus silenciosos: hey, aquí estoy, no me olvido de ti. Aunque las circunstancias a veces nos sean adversas. Pero, por qué me ofrendas todos esos gestos? Porque implosionan en ti, mantienen tu vida, te acercan a mí, la depositaria de tus ofrendas, la Reina.

Verte esperando. Pronto llegaré al puente también.

Anuncios

~ por Alterself en mayo 10, 2009.

 
A %d blogueros les gusta esto: